Haku Wiñay
Haku Wiñay

La instalación de sistemas de riego presurizado (por aspersión y goteo), la producción y uso de abonos orgánicos y biocidas, biohuertos a campo abierto y en fitotoldos, cultivos planificados de granos, cereales y tubérculos andinos, entre otros; así como la crianza tecnificada de cuyes, gallinas y cerdos, están contribuyendo a una mayor seguridad alimentaria en hogares rurales del distrito de Otuzco.

El proyecto Haku Wiñay de Foncodes -programa del Ministerio de Desarrollo e Inclusión Social- fortalece los sistemas de producción rural, uno de los cuatro componentes de esta intervención que busca la inclusión económica sostenible de hogares de la agricultura familiar de subsistencia.

“Los resultados están a la vista; en cada uno de los hogares donde interviene Foncodes, las familias consumen lo que producen, y los excedentes lo venden en mercados y ferias, y así aumentan sus ingresos económicos”, sostuvo el coordinador técnico del Núcleo Ejecutor Central (NEC) Otuzco III del proyecto Haku Wiñay, Alberto Usquiano Malla.

En San Francisco del Suro, San Isidro, y anexos aledaños del distrito Otuzco, en la provincia del mismo nombre, en La Libertad, el uso intensivo de tecnologías productivas para la producción agropecuaria familiar, está reportando una mejora significativa en calidad y cantidad en el cultivo y cosecha de alimentos, como en la crianza de animales menores. Se trata del primer componente de Haku Wiñay. El segundo, la mejora de la vivienda saludable, contempla la instalación de cocinas mejoradas, módulos de agua segura, de disposición de residuos sólidos y el reordenamiento de los espacios físicos de la casa.

El tercer componente es la promoción de negocios rurales inclusivos. “Hemos logrado la creación e implementación de 20 emprendimientos en rubros como derivados lácteos, miel de abeja, hortalizas orgánicas, crianza y comercialización de cuyes, negocios de panadería, carpintería y otros, que contribuyen a diversificar los ingresos monetarios”, indicó.

El cuarto componente, el fomento de capacidades financieras, se orienta al uso responsable de los servicios bancarios y a la cultura del ahorro, acotó.

La inversión de Foncodes asciende a S/ 2 millones 400 mil. Estos recursos son gestionados por el NEC Otuzco III, integrado por los usuarios Eylin Rubio (presidenta), Vicente Gonzales (tesorero), Evelyn Alemán (secretaria) y Antony Reyes (fiscal, designado por el gobierno local).

Es oportuno recordar que a la fecha se ejecutan en la provincia de Otuzco cuatro proyectos Haku Wiñay en los distritos de Usquil, Sinsicap, Agallpampa y Otuzco, con S/ 9.6 millones para 1,600 hogares rurales.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí